Confesiones de una escritora: ¿cómo se escribe un libro de ficción?

¿Alguna vez te has preguntado cómo se escribe un libro de ficción, ya sea una novela romántica pura o un suspense romántico? Hablemos de escritura.

¿Qué se esconde entre bambalinas? Es probable que si no te gusta el teatro o si no has tenido ocasión de ir, no te hayas preguntado qué sucede detrás de ese lienzo de tela que extiende por todo el escenario, pero seguro qué más de una vez te has preguntado cómo se rodó esa escena de tu serie favorita o cómo una autor o autora decidió escribir esa trama que te encantó o por qué hizo ese final y no otro.

¿Te gustaría saber cómo se escribe un libro de ficción de Elsa Jenner desde la nada? Pues sigue leyendo porque estás en el lugar indicado.

 Contarte cómo y qué estoy escribiendo sin hacer spoilers es todo un reto, pero si me conoces un poquito, sabrás que me encantan los retos. Así es justo como comenzó mi proyecto número 7, El lado oscuro del Cazador, que de paso te diré que este es mi número de la suerte. Después del éxito de Mil veranos contigo, sabía que sorprender a mis lectores sería complicado, no solo porque esta novela es pura romántica, sino porque sus personajes son inolvidables y cuando eso pasa, es difícil crear algo nuevo y no compararlo con aquello que aún permanece en el recuerdo. Así que en mayo, cuando se publicó Mil veranos contigo, comencé a preparar la escaleta (lista de las escenas que componen el libro, cada elemento de la lista consta de una o varias frases que describen de una forma esquemática el contenido de cada escena) del siguiente libro y supe que tenía que incluir algo nuevo, algo con lo que sorprender a mis lectores, un giro inesperado más impactante aún que el de Seamos Historia. ¿Y qué crees que se me pasó por esta cabecita? Pues ya te lo digo yo: Una novela romántica con un toque oscuro.

¿Has notado que últimamente te cuesta engancharte a muchos libros? ¿Sabes por qué?

Muy sencillo, ya los libros de un solo género no son suficiente, nos aburren. Al menos a mí, estamos acostumbradas a series y películas donde pasa de todo, queremos acción, drama, amor, suspense… Queremos que nos sorprendan. Y eso me he propuesto yo: ¡SORPRENDER! Con esta novela de suspense romántico quiero que el lector no se pueda relajar en ningún momento, porque cualquier cosa puede pasar cuando menos lo espere y cuando digo cualquier cosa es cualquier cosa. Aquí no hay reglas, no hay un final feliz obligatorio, no hay una chica inocente, no hay lecciones morales… Con esta historia te adentraras a un mundo nuevo donde todo es posible, para entrar solo tienes que dejar todas tus expectativas fuera, porque te garantizo que nada de lo que esperes que suceda, sucederá.

Por norma general, en la novela romántica tiene que ocurrir lo que el lector cree que va a ocurrir, pero no en la forma en que creía, mientras que en el thriller, sucede todo lo contrario, hay que evitar que el lector sepa la verdad, pero sin mentirle. Una misión nada fácil de conseguir.

En esta novela que mezcla romance y suspense también cambio de escenario. Hasta el momento todas mis novelas están desarrolladas en España, adoro mi país y la belleza de sus diferentes localizaciones, pero el ambiente, al igual que los personajes, es la verdadera esencia de la novela. Por eso nos vamos a Estados Unidos. Esto implica una doble dificultad, por un lado exige mayor documentación sobre la localización, por otro, los personajes serán muy distintos a los que mis lectores están acostumbrados, porque la personalidad latina difiere bastante de la neoyorquina; las bromas no tienen nada que ver y las costumbres tampoco. Si hay algo que no soporto es leer un libro de una autor o autora español con personajes americanos y que incluya chistes, frases hechas y costumbres de españoles, me parece un acto de vaguedad por su parte, pues con documentación y trabajo todo es posible, pero bueno tiene que haber de todo en el mercado para que así los lectores puedan decidir y valorar.

La decisión de ubicar la novela en EEUU, fue sencillamente porque no me imaginaba a una Hailey sevillana por ponerte un ejemplo, pero quien dice Sevilla dice Murcia o Valladolid. La cuestion es que es un personaje muy peculiar, tanto ella como el resto de personajes, no encajan para nada en la mentalidad española, ni sus actos ni sus comportamientos ni su caracter ni su humor… ¡NADA! por supuesto esto no quiere decir que no hay buenas novelas de detectives basadas en España. Aunque es cierto que para encontrarlas casi hay que ser un detective. En la actualidad hay un boom en lo que se refiere a la novela negra, pero la única autora de este siglo que se me viene ahora a la mente y que haya conseguido hacer algo autóctono y original es Dolores Redondo, a quien por cierto felicito desde aquí por su último gran éxito: la adaptación cinematográfica de sus novelas por la productora que hizo Harry Potter en Hollywood.  

¿Qué quiero decirte con todo esto? Que la elección de los personajes y del escenario son igual o más importante que la trama en sí y que eso ha sido un handicap en esta novela, pues estoy acostumbrada a que todas mis historias se desarrollen en España. Quién cuenta la historia y cómo la cuenta fue lo primero que me tuve que plantear para esta novela y créeme cuando te digo que no es nada fácil entrar en la cabecita de Hailey, un personaje con el que difícilmente empatizarás. Es una mujer… complicada, dejemos ahí. Siempre me gusta sorprender con las protagonistas. Si con Idaira ya rompí los esquemas de la típica protagonista de novela romántica, con Hailey no es que los haya roto, es que directamente no existen porque el personaje es más propio de un thriller psicológico que de una novela romántica.

La historia es tan caótica como su protagonista. Durante el proceso de escritura tenía la habitación repleta de notas. Por si fuera poco, a mitad del libro decidí que la parte dos de la novela encajaría mejor como parte tres, por lo que tuve que cambiar toda la estructura y modificar varios capítulos de la anterior parte tres, que ahora es la parte dos. Es decir, un cambio sustancial de última hora que casi pone en peligro el proyecto.

La escritura de un thriller requiere de una serie de ingredientes básicos sin los cuales no hay thriller. Es como si quisiéramos hacer una tarta de manzana, pero sin manzanas, pues algo parecido sucede si la novela no contiene al menos los siguientes elementos:

  • El ritmo de la narración tiene que ser AGOTADOR, mucho más rápido que en cualquier otro género. De ahí que haya elegido el presente simple en primera persona, que aunque es un tiempo verbal que no me gusta demasiado, porque no me permite lucir mi pluma, agiliza mucho el ritmo, crear tensión y no da un respiro al lector.
  • Por lo anterior, en este tipo de novelas hay poco tiempo para hacer a los personajes creíbles, pero al igual que en cualquier otro género, deben serlo. Por ello se requiere de mucha destreza al escribir y crear los personajes sin relentizar el ritmo.
  • La historia debe ser como una especie de rompecabezas, la dificultad y el tiempo que lleva resolverlo debe ser satisfactorio, pero más debe serlo el misterio como tal; si el final no es sorprendente, habrás fallado.

El ritmo de esta novela fue otro gran handicap al que me tuve que enfrentar. El objetivo es que fuera una historia rápida y aditiva, pero es fundamental tener muy claro cuándo acelerar y cuándo frenar para no saturar al lector. Los altibajos son importantes porque si el ritmo es constante, por muy adictivo que sea, pierde ese efecto. El ritmo no es que estén pasando cosas todo el rato ni mucho menos, sino usar las palabras necesarias. Algo que se consigue con relecturas constantes y mucho trabajo de revisión y corrección.

 Esta novela consta de 4 partes y te preguntarás ¿por qué? Normalmente, según el capítulo VII de la Poética de Aristóteles, toda obra consta de 3 partes: planteamiento, nudo y desenlace. Pues bien, basándose en Aristóteles, el novelista alemán Gustav Freytag creo otra formula denominada «Estructura dramática» que consta de 5 partes:

  1. Exposición.
  2. Incremento de la acción y complicaciones.
  3. Clímax.
  4. Descenso de la acción.
  5. Desenlace.

Bien, pues yo, Elsa Jenner, basándome en esta estructura he decidido crear mi propia estructura, ¿por qué no? Si Gustav Freytag lo hizo basándose en Aristóteles, yo lo hago basándome en él. Mi estructura consta de 4 partes:

  1. Exposición (dónde conocemos a los personajes y el entorno).
  2. Incremento de la acción, complicaciones y clímax.
  3. Descenso de la acción (para que el lector respiré antes de la acción final).
  4. Desenlace.

Cada una de estas cuatro partes consta de un título independiente y está subdividida en capítulos muy cortitos.

En esta novela el lector encontrará mi pluma, pero ni rastro de mis trabajos anteriores. Es una novela que rompe totalmente el esquema, por supuesto que volveré a la novela romántica pura de que te hablo en esta entrada “5 novelas románticas que te harán creer en el amor“, pero me apetecía mucho un thriller romántico y esta es mi forma de contarle al mundo una historia de suspense y misterio.
Los lectores hablan de la esencia, «tiene una esencia propia…» he leído eso en numerosas reseñas y yo no entiendo a qué se refieren con eso, le he preguntado a varias lectoras y algunas me han dicho que es la forma de describir las cosas: mis descripciones son únicas y consiguen transportar al lector sin hacerse pensadas; el vocabulario cercanos; la elección del narrador en primera persona… Sin embargo, con este libro creo que he descubierto realmente qué es la esencia y no es nada de eso (creo), pienso que la esencia es mi forma de imaginarme las cosas y cómo las expongo. Hoy en día todo está escrito, pero la forma en que yo veo las escenas en mi mente es diferente a la de cualquier otro autor, porque todos somos diferentes y esa forma de verlo es la que intento transmitir al papel, lo más fiel posible. 

Escribir esta novela ha sido una experiencia un tanto escalofriante. A veces he pasado un poco de miedo, he tenido pesadillas, no por el contenido de la novela en sí, sino por las cosas que he tenido que leer y ver para documentarme. Entrar en la mente de ciertos personajes te lleva a reflexionar sobre lo poco que conocemos a la persona que tenemos al lado y lo peor de todo, es que nunca llegaremos a conocerla al 100%, porque ni siquiera podemos conocernos al 100% a nosotros mismos, siempre habrá una parte de nuestro subconsciente a la que preferiremos no entrar.

Espero que te hayan gustado estas confesiones, estoy deseando leer tu opinión en comentarios y responderte. Gracias por compartir este artículo, estoy segura de que a tu comunidad lectora le interesará mucho saber cómo se crea un libro desde cero.

Comparte esta entrada con tus amigos

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

17 comentarios en «Confesiones de una escritora: ¿cómo se escribe un libro de ficción?»

  1. Hola Elsa!!! Escribir un libro sea del género que sea, no tiene que ser fácil, hay que documentarse muy bien y desarrollar la historia muy bien para que sorprenda.
    Pero por mi parte estoy segura de que tu con todas tus novelas lo has conseguido con creces.
    Enhorabuena Elsa por escribir tan bonito, por hacernos experimentar tantos sentimientos, dejar volar la imaginación y distraernos de la vida diaria. 😘😘😘

    Responder
    • Me alegra tanto leer comentarios así, porque siento que todo el esfuerzo ha merecido la pena. Mi mayor objetivo a la hora de escribir es secuestrar al lector y llevármelo conmigo a mi historia, hacer que se olvide de todo durante la lectura, si consigo eso, he alcanzado el éxito!

      Responder
  2. Gracias por regalarnos estas palabras, la verdad es que no tenía ni idea de cómo se escribía un libro y es algo que me ha llamado mucho la atención siempre, porque a mí me gustaría escribir, pero lo veo tan complicado que no creo que me atreva…

    Responder
    • Siempre he creído que hay dos tipos de escritores: los que escriben para publicar el libro que llevan dentro y los que escriben porque sin la escritura no pueden vivir. Yo estoy en el segundo grupo, tú tienes que descubrir en cuál estás y para hacerlo solo tienes que empezar a escribir, aunque sea un poco cada día, pero tienes que ser constante 🙂

      Responder
  3. Madre mía cuánto curro detrás de un libro Elsa, me has dejado loca, desde luego ha merecido la pena porque justo ayer terminé El lado oscuro del cazador y qué pasada de libro, ósea qué final!!!!! Qué trama tan bien montada, es que todo lo que haces es una auténtica pasada porque te lo curras tanto que es imposible que el resultado no sea brillante. Solo te puedo decir GRACIAS por escribir historias así y por preocuparte tanto del contacto con los lectores, no dejes de escribir nunca.

    Responder
  4. Que pasada Elsa, todo lo que se esconde detrás de una novela, cuanto trabajo!! He alucinado!!
    Yo agradezco haber encontrado tus libros porque me han ayudado a estar metida en la novela y no pensar en otras cosas, te doy las gracias por tu trabajo maravilloso. Toda la suerte del mundo!!

    Responder
  5. Creo que la gente en general no sabe lo duro que resulta escribir un libro…la fase de investigacion y documentacion..y luego ponerte a escribir…gracias Elsa por tu magnifico trabajo y las grandes historias que nos regalas con cada libro..

    Responder
    • Sí, tienes razón, lleva muchísimo trabajo detrás sobre todo para que luego se lea así sencillo y sin explicaciones o párrafos enrevesados. Gracias por leerme.

      Responder
  6. A los escritores os admiro muchísimo porque me parece un trabajo muy difícil. Crear una buena historia me parece complicado, pero todavía más todo lo que rodea el proceso, los personajes, los detalles, los ambientes… Conseguir enganchar, dar descripciones que te recreen y que a la vez no aburran al lector… ¡Puf! Muchas cosas.
    Reitero que os admiro. Y concretamente tus libros me encantan. ¡Enhorabuena!

    Responder
  7. Hola Elsa, yo siempre he pensado que escribir un libro del genero que sea tiene un trabajo arduo de fondo por toda la investigación que requiere y bueno ahora con lo que describes es completamente cierto, debo decirte que no conocía tu pluma hasta ahora que leí el lado oscuro del cazador y la verdad me encanto de principio a fin porque tenia muchas hipótesis y ninguna acertaba, es un libro super bien estructurado que deja un buen sabor de boca, seguiré leyendo tus libros.

    Responder
    • Muchas gracias, espero seguir sorprendiéndote con el resto de títulos, son muy diferentes, pero todos muy especiales, ya me contarás con cuál te animas a seguir🥰

      Responder
  8. Hola Elsa, para empezar comentarte que me encantan tus libros, ahora entiendo mucho más lo difícil que es escribir un libro, ya no por toda la documentación que tienes que buscar para localizaciones y personajes, sino que además hay que publicarlo, darle publicidad y encima tienes que sufrir las críticas.

    Responder
    • Sí, cielo, es muy duro, pero afortunadamente son muchísimas más las críticas positivas y el apoyo que recibo de mis lectoras y eso es un chute de energía que hace todo el esfuerzo y trabajo merezca la pena, un besazo!

      Responder

Deja un comentario